domingo, 11 de mayo de 2008

Pequeñas infidencias: Placer disfrazado de amor

Mario y Amalia se conocen desde niños. Estudian en el mismo colegio, y juntos, descubren algunas cosas, entre ellas las relaciones de noviazgo y, quizás, al inicio, el amor. También descubren el sexo y lo explotan al máximo, tanto que nunca han podido olvidarse.

Varios años después están en un cuarto de hotel, después de tener sexo. Están exhaustos. Mario observa el techo mientras siente deseos de marcharse. Amalia se recuesta sobre el pecho de este y después de unos segundos le dice que tiene que irse (pues es lo que realmente desea hacer). En el fondo ambos están aliviados de que este momento post sexual termine rápido.

Mario y Amalia tienen estos encuentros esporádicos desde hace años, pese a que ambos tienen pareja, y pese a que la relación de Amalia se está volviendo seria.

De vez en cuando se excusan diciendo que la vida no permitió que siguieran juntos, aunque ellos, secretamente, están agradecidos de ello.

A veces Mario es el que propone, y a veces Amalia. Lo hacen porque de alguna manera se necesitan y les gusta ese sabor a lo prohibido.

Amalia se despide y le dice que hablan luego; Mario le dice que la llama en estos días. Es el discurso de siempre, ambos saben que es mentira, que se contactarán únicamente cuando quieran sentir esa adrenalina de nuevo.

Pasan los días. Mario y Amalia se encuentran en el Messenger. El propone salir a tomar algo, dice que ansía estar con ella. Ella acepta, y le dice que siempre quiere verlo, que lo extraña. Los dos saben que lo que desean, en realidad, es otra cosa, y que después de un par de cervezas el destino será un hotel.

Así sucede. Beben un rato, conversan de cualquier cosa, y luego van, inquietos y ansiosos, hacia una nueva cama, en una habitación cualquiera, en la que otras tantas parejas se han entregado a esos placeres sin compromiso, prohibidos y ocultos, que muchas veces son los mejores.

Después de entregarse apasionadamente están, nuevamente, esperando el momento de marcharse. Amalia besa en los labios a Mario, quien entonces le dice, sólo por decir algo, que la quiere, y la abraza, deseando, en el fondo, que esa sea una buena forma de despedirse. Pero Amalia tiene una noticia que darle. Le dice que hace unos días su enamorado le pidió matrimonio, y ella aceptó. Es una mujer comprometida.

Mario sonríe, en realidad no le importa mucho dejar de verla, salvo por las urgencias sexuales. Pero trata de mostrar interés y le pregunta qué pasara entre ellos, si se seguirán viendo o ya no. La única respuesta que recibe es: no sé.

Saliendo del hotel Amalia le dice a Mario que lo mejor será que no se vean por un tiempo, que necesita pensar bien las cosas, que lo quiere y no desea que ninguno de los dos salga dañado. Mario acepta.

Sin embargo, antes de que se cumpla una semana, Amalia llama a Mario y le propone salir a tomar algo; le dice también que con él se siente bien. El acepta y le dice que estaba pensando en ella. En ambos casos, todo es mentira.

Entonces nuevamente llevan a cabo esa pequeña y rápida puesta en escena en la que sólo salen como amigos, para después entregarse al sexo y decir cosas que no sienten, y dar muestras de un cariño inexistente, con el único afán de prolongar al máximo este placer disfrazado de amor.

39 comentarios:

Andre dijo...

Hacías falta por acá y por todos lados!
Hacían falta este tipo de escritos ligeramente frívolos de tu parte...
No dejes de escribir Jose!

http://tiedgirls.blogspot.com/ dijo...

¿Te gusta lo bizarro?

Gabriela dijo...

MMM para las mujeres el sexo siempre va acompañado de cariño, por lo menos para una mujer joven y que aun no se ha separado, porque no se ha casado ni tiene hijos.
Quizás para Mario sea más facil hacer esto de acostarse con su amiga y no enamorarse, pero lo que si creo es eso de querer irse a la casa pronto, después del sexo.
Aunque pensándolo bien, a algunas mujeres les parece mejor el sexo sin amor.
Saludos

Fiore dijo...

Hay casos y cosas, en todos lados!!

un bso

Dacrux dijo...

chale creo que necesito una amigamante hihihihi

RacuRock dijo...

Hansel y Gretel?... no ah?

Lemon Guy dijo...

tan como la vida misma ... x q haremos cosas sin querer solo para luego no saber q hacer con ellas ... ashhhh

Elmo Nofeo dijo...

Esta historia me pareció conocida,
pero en la que yo conozco hay menos sexo y más amor.

Un abrazo.

Cleopatra dijo...

- La Virgen: aquella que tiene una independencia total.

- La Mártir: la que encuentra en el dolor, en la entrega y el sufrimiento todo.

- La Santa: Es aquella que encuentra en el amor sin límites, la que lo da todo a cambio de nada.

- La Bruja: Que busca el placer completo e ilimitado.


cuatro tipos de mujeres cuatro misterios! ^^

ando... dijo...

Extrañaba tus historias de sexo y desamor con las que de alguna manera me siento identificado, sobre todo con esta, siempre es bueno recordar...
Sigue asi

Nohelia dijo...

Interesante...

Y con mucho tinte de realidad!!

Tus historias hacian mucha falta..

Nohe

Lorelay dijo...

Buena historia disfrazada de amor... Creó que ambos saben realmente lo que sienten por el otro, por eso ninguno de los dos se siente lástimado en esta relación.

besitos

Ella Dice dijo...

Joder! se me hace cochinamente conocido,dime en quien te inspiraste ? jajaja

JoseLo dijo...

Me suena familiar la historia, es más, me parece haberla vivido alguna vez, en algun hotel, con el placer y esa misma mascara que se decía asi misma amor.

Me debes un cierre y 2 mm. cúbicos de esmalte negro para LULA.

Un beso también.

Maria Vanessa dijo...

Por poco y esperas un mes para escribir de nueeeevo!

Me hizo recordar un caso en particular, claro no mio =)!

La ultima vez te pregunte si me agregaste al msn!nunca recibi respuesta...snif! =(

Besos!

Gabriela O.o°• dijo...

linda historia con toques de amor


un beso enorme

digler dijo...

lo que hace la soledad...

El perro andaluz dijo...

No es amor, son sólo manchas en el pantalón. como dice la canción.

Manuel Diaz Ibañez dijo...

El sexo es amor, y el amor sin sexo, no es nada... (Alfredo Bryce Echenique)

Vit M.D dijo...

Muy bueno. Me has enternecido.

La canción final buenísima. Sabina siempre tiene una canción precisa para cada momento de nuestras vidas.

Saludos.

(andrea) dijo...

tan real, tan cierto... pasa y pasa todo el tiempo... el placer disfrazado de cariño, las verdades tapadas con mentiras estupidas... te lo repito, muy real...

besos!

Nathaly dijo...

En serio Mario Vargas LLosa ha escrito gentes con S al final?

Que vida falsa, que vayan a terapia o se consiga un esposo que la satisfaga sexualmente y el lo mismo

sujehy dijo...

El placer disfrazado de amor…provocador y certero…es así y asimismo placentero, es difícil hallarlo pero vivirlo es aun mas complejo…hay adicciones que no se pueden dejar, que no vaciamos siquiera cuando amamos…el placer cómodo y exquisito es uno de ellos…que viva la pasión… la carne fatal y dulce…. Cariños sujehy

Manuel Diaz Ibañez dijo...

Aplaudamos porque amando sin amarnos
Jamás notamos nada extraño ni tu ni yo
Sin ensayos la secuencia era perfecta
Tu pensando en otra vida
Yo pensando en otro amor

El guión era estupendo
Dos muchachos se enamoran
Y en la cresta de la ola
El descubre a otra persona
Y ella a otro que no es él

Pero temen confesarlo
No se quieren hacer daño
Y fingiendo y ocultando
Llega el día en que sus bocas
No se llegan a entender

(...Manuel Alejandro)

(por la mañana, en de la cocina, mientras el desayunaba apurado, tocaban esta cancion en la radio. A la noche anterio lei este post, que como la cancion todos podriamos contar alguna vez)

JoseRD dijo...

Nathaly: no, no es en serio, es un chiste de cantinflas, ja. Bueno, eso es lo que Vargas Llosa ha escrito en la introducción de "Los cachorros". Creo que "gentes" no existe, pero si lo dice Mario Vargas Llosa, para mi si existe.

Y en cuanto a lo otro, nunca está demás un poquillo de placer, aunque sea disfrazado de amor.

BETTINA PERRONI dijo...

Demonios, cuanta hipocresía... pensando en no necesitarse y a la vez sentirse tan vacíos...

Que historias...

sujehy dijo...

No había podido escuchar la canción, lo acabo de lograr…peor para el sol que se mete a las siete en la cuna…..!!!!!! Mil besos…Espero leer algo nuevo muy pronto….suje

|Andina| dijo...

Sentir placer estando con una persona, es otra manera de amar. Quizás tenue, un poco pequeña y con alas recién nacidas. Pero igual vuelan.

Cómo se deja eso?, si volando, aunque sea bajito, hay placer en las venas?

Janbuk dijo...

Adicción total!!... pero deliciosa :P
Si es Amor o no es amor es lo que menos importa...

Besos

Janbuk

Chio dijo...

Ese sabor a lo prohibido es muy atractivo, sin embargo, siempre creo yo, hay alguno de los dos que termina sintiendo mas de la cuenta, y en ese momento, todo cambia. Espero que cuando Amalia se case, lo deje de hacer con Mario. y si lo hace... que nadie se de cuenta no?

PIER BIONNIVELLS dijo...

Que locura..
Se dejan llevar por la pasión de 5 minutos de placer..
para luego seguir con su vida de lo más normal y solo cuando piensan necesitarse se buscan nuevamente para volver a caer en esa noria loca que se llama amor circunstancial..
te dejo abrazos.

Hulde Ayala dijo...

y si, la vida es fácil cuando así se desea. me gustó este post, mucho.

saluditos.

SeR-EsA dijo...

Las apuestas van por más de 5 lucas.

Mi conclusión: Ella y él están tan arre-batados el uno por el otro...que joden a sus parejas con mentiras que creen dejan marquitas invisibles.

Otra cosita: Me gusta como escribes, la átmosfera que creas es impresionante.

maria. dijo...

((acabo de leer tus entradas anteriores. de las primeras. entonces. nos hemos cruzado. pero no encontrado. (ja!). pero tal vez termine retomando la universidad. pero tal vez. me ponga a estudiar otra cosa. pero tal vez. me quede por aqui. aun asi. eres un gusto. un abrazo.))

Oscuridad dijo...

Me encantó tu estilo. Te ganaste un nuevo fan.

Jassy dijo...

Recien me pongo al día
Me encantó la historia.
El deseo puede mas que el amor verdadero o quizas esten camuflando ese amor mutuo con amistad.... Ojala y no sea demasiado tarde para cuando encuentren u verdad
Un beso,como siempre estupendo.

Gisel dijo...

muy buena!
aunque no lo e vivido ni nada u.U
me gusta la manera en que lo relatas muy sinsera muy buena en si :D

Daphne dijo...

hasta ahora no tengo ni la más mínima idea de por qué a la gente le encanta decir que siente cosas que no siente

Anónimo dijo...

Cualquier parecido con mi realidad es pura concidencia!!, jajaja!

Yo también adoro a Sabina!

Besos

Lolita